.

.

Jauja, donde pagan a los hombres por dormir, fustigan a los hombres que insisten en trabajar, los árboles son de tocino y sus hojas de pan de fino. Las calles están adoquinadas con yemas de huevo y lonjas de tocino, asadas y fritas...

17 de diciembre de 2014

La Fiesta del Rosario – El culto a la Virgen del Rosario, patrona de Jauja

El día 20 de diciembre se presentará el documental “La Fiesta del Rosario – El culto a la Virgen del Rosario, patrona de Jauja”, material audiovisual donde se podrá apreciar la historia, tradición y divinidad de la Virgen del Rosario, desde su llegada al valle de Jauja hasta nuestros días.

El documental es fundamentado por personalidades que tienen amplia noción de nuestra patrona de Jauja y servirá para ampliar nuestro conocimiento y profundizar nuestra fe. Después de la presentación, el material estará disponible para las instituciones educativas, públicas, privadas y público en general.

El evento se realizará en el Salón Consistorial de la Municipalidad de Jauja, a partir de las 6:00 pm. con la siguiente programación:

- Exhibición de Mantos de la Virgen del Rosario
- Presentación de una orquesta típica.
- Presentación de la Orquesta Sinfónica de niños jaujinos
- Degustación de dulces jaujinos
- Presentación del documental dedicado a la Virgen del Rosario

El ingreso es totalmente libre. Invita a tus familiares y amigos, y participa de este evento lleno de fe y devoción previa a la fiesta navideña.

Leer más...

10 de diciembre de 2014

Exposición “Burbujas en la Tunantada”

El día de ayer se inauguró la exposición “Burbujas en la Tunantada” de Rosmery Quispe A. y estará abierta a todo el público hasta el jueves 11 de diciembre en el local de la Sociedad Unión Artesanos de Jauja. Están todos invitados.


Leer más...

2 de diciembre de 2014

Reducen presupuesto a municipio de Jauja

El panorama financiero para el próximo año en los gobiernos locales de la región Junín no es muy alentador. De acuerdo al Presupuesto General de la República para el Año Fiscal 2015, los municipios provinciales y distritales sufrirán un recorte del 3% de sus fondos en comparación a este año.

En conjunto, tanto para gastos corrientes como proyectos de inversión, los 123 municipios de Junín percibirán el 2015 como Presupuesto Institucional de Apertura (PIA) 436 millones 438 mil 024 nuevos soles. Doce millones menos que este año.

REDUCCIÓN. Entre las provincias afectadas se encuentran Yauli (-16 millones 307 mil), Junín (-2 millones 448 mil), Jauja (-1 millón 158 mil), Tarma (-758 mil), Concepción (-621 mil 568 mil) y Chupaca (138 mil).

Sin embargo, provincias como Huancayo (+6 millones 32 mil), Chanchamayo (+326 mil) y Satipo (+2 millones 100 mil) percibirán un ligero incremento de sus presupuestos.

LOS MÁS POBRES. Entre los distritos con menos asignación presupuestal se encuentran Manzanares (417 mil 271), Heroinas Toledo (447 mil 603), Aco (495 mil 651), Quichuay (483 mil 206), Huasicancha (498 mil 984), Huacrapuquio (453 mil 224), Chacapampa (423 mil 791), Chicche (429 mil 291) y Carhuacallanga (469 mil 029).

MAYOR PRESUPUESTO. La situación es distinta para los municipios de El Tambo (31 millones 931 mil 071), Chilca (13 millones 24 mil 986), Perené (13 millones 24 mil 986), Pichanaki (17 millones 617 mil 957), Mazamari (15 millones 382 mil 733), Pangoa (15 millones 905 mil 504) y Rio Tambo (16 millones 934 mil 393). Percibirán más que los municipios provinciales de Concepción (6 millones 712 mil 439), Jauja (9 millones 64 mil 204), Junín (5 millones 327 mil 666),Yauli (11 millones 47 mil 188) y Chupaca (8 millones 832 mil 771).

REGIONAL. A nivel del Gobierno Regional Junín (GRJ) existe una asignación de 945 millones 103 mil 295 soles, lo que representa un incremento de 4% en comparación a este año (+37 millones).

En inversión pública se estipula un monto de 85 millones 614 mil soles. Entre los principales proyectos priorizados se encuentran la construcción del Instituto Regional de Enfermedades Neoplasicas (IREN) de Concepción (45 millones), mejoramiento de la capacidad resolutiva del Hospital El Carmen de Huancayo (8 millones) y mejoramiento de la carretera Pomachaca-La Unión-Condorcocha-Caripa en Tarma (6 millones 110 mil).
Fuente: Diario Correo Huancayo

Leer más...

28 de noviembre de 2014

Misa y Almuerzo de las Vicentinas residentes en Lima

La Asociación Vicentinas de Jauja Residentes en Lima, invita a la Misa Vicentina que este año ofrece en coordinación con la Promoción 1981.

Domingo 30 de Noviembre
9.30 am. Misa en la Capilla Sor Rosa Larrabure Av. del Ejército, cuadra 24 - Magdalena del Mar.
1 pm. Gran almuerzo de confraternidad.
En el CLUB JAUJA, Av. Bertolotto Nº 820 - San Miguel.
BAILE GENERAL

Leer más...

26 de noviembre de 2014

El saxo en los andes centrales

Por: Pochi Marambio
Sería fantástico que así como hay prismas que dividen la luz blanca en sus siete colores componentes, hubiera algún objeto -también simple- capaz de separar o refractar por ejemplo, el inconfundible y poderoso sonido de una banda de folklore de la sierra central peruana. Podríamos así percibir el abanico de timbres de sus nueve o diez saxofones más el arpa y el violín que lo complementan.

Pero sí existen órganos capaces de reconocer y separar esos distintos timbres, son los oídos de unos pocos músicos y melómanos muy bien entrenados o ya dotados para ello de nacimiento. Así como nuestros ojos pueden distinguir cada instrumento de una sección de vientos o cuerdas, o cada boca de un coro, los oídos de ellos pueden distinguir el sonido de cada instrumento o de cada voz en esas secciones.

Y es también posible para cualquier persona experimentar algo similar, sólo movilizándose un poco.

Si una banda de músicos desfila frente a ti, puedes ir distinguiendo o reconociendo el sonido de cada instrumento conforme va pasando cerca de ti. Más divertido que experimentar aquello quedándote quieto como observador es participar desplazándote o danzando con o en contra de esa marcha para disfrutar de las diferencias de timbre de cada instrumento como de su fusión con los otros.

Por ejemplo, vas a una boda en un pueblo huanca, donde eres siempre bienvenido aunque no hayas sido invitado. Te ubicas temprano en la calle de la casa de la novia. Allí empieza el evento. La orquesta y el grupo de danza contratados van entrando en calor con algunas tonadas y bailes. Mientras lo hacen tú te desplazas a lo largo de sus filas y disfrutas del sonido de cada instrumento, aprecias diseños y colores de cada traje y observas cada paso de baile. Cuando sale la novia de su casa, el cortejo nupcial y tú la acompañan danzando por callejas del pueblo hasta la casa del novio. Allí espera él también con sus grupos de danza y música en acción.

Mientras la pareja de novios se junta, coquetea, compite y se complementa luciendo la gracia de sus movimientos y sus brillantes trajes, las orquestas y grupos de danza se enfrentan en un aparente duelo de habilidades, pero en realidad se ayudan, se turnan para recuperar el aliento a más de tres mil metros de altura y mantienen el movimiento continuo del ritual.

En las quebradas y en el propio Valle el Mantaro las vibraciones de esos saxos resuenan como cantos o clamores de muchedumbre. Tal vez sea la forma cónica, angosta en la boquilla y amplia en la campana de salida, la que da al saxo ese timbre peculiar similar al de la voz humana en todo su registro, tan dramático como sensual.

Cuenta una de las leyendas sobre el origen de la afición por los saxofones en la sierra central del Perú, que en un accidente de carreteras un trabajador de minas extranjero acabó con la vida de un niño de la zona y no tenía dinero para cubrir los costos de la tragedia. El hombre sacó de una maleta un saxofón ofreciéndolo como pago. Por suerte el entonces tan extraño instrumento musical pudo ser vendido a uno de los destacados clarinetistas de la zona.

Y sucedió que en muy poco tiempo el nuevo dueño del instrumento logró la característica vibración dramática del saxo y le dio tal difusión que todos los demás músicos encargaban sus saxos a tiendas de Lima o viajaban allá para comprarlos. Así el saxo superó rápidamente en preferencias a su predecesor el clarinete en esta región, como había sucedido en New Orleans y en muchas otras regiones musicales del mundo. Y estamos a sólo dos siglos del nacimiento del belga Adolphe Sax, su inventor.

Podemos decir que la Nación Huanca o el País de Jauja son verdaderas regiones musicales porque allí en toda celebración o conmemoración tocan por turnos dos orquestas, sea bautizo, aniversario, boda o funeral, sin importar para nada el nivel económico de sus anfitriones.
Fuente: lucidez.pe

Leer más...

24 de noviembre de 2014

“Pueblo viejo” de Hans Matos: un western en el Valle del Mantaro

Pueblo viejo es la ópera prima del huancaíno Hans Matos Cámac, un western que se desarrolla en los parajes de la sierra central del Perú, con influencias de la obra de José María Arguedas.

La película narra el enfrentamiento entre los tres hacendados más poderosos de la zona, quienes se disputan el agua para el riego de los sembríos. Ellos son interpretados por Christian Esquivel, Iván Lozano y Juan Manuel Ochoa. Mayella Lloclla hace de la empleada doméstica de este último.

“Pueblo viejo”, producida por Llanki Cine + Medios EIRL (Chiclayo), fue una de las ganadoras del Concurso Nacional de Cine Regional 2012, obteniendo así un premio de 440 mil soles. La película se grabó en junio de este año en locaciones de Huancayo, Jauja, Acolla, Chongos Bajos y Matahuasi, con un presupuesto total cercano al millón de soles.

A continuación conversamos con el director Hans Matos y con el productor chiclayano Beyker Bances Tenorio:

¿Cuáles son las obras y referencias que inspiran “Pueblo viejo”?
Hans Matos: Nuestra película está inspirada en todas las películas western que he podido ver, además de las historias contadas por mi abuelo.

Los primeros tratamientos del guión, tenían elementos muy del cine norteamericano, en la historia jugaba con elementos como dinero, oro, minas, trenes, rebeliones, etc. Yo ya tenía claro que en su raíz iba a ser un conflicto de familias, pero los elementos siempre me sacaban de la historia, no quedaba completamente convencido de lo que estaba escribiendo.

Comencé a releer literatura peruana, buscando elementos que me ayudaran, cuando llegué a “Agua” de Arguedas, analicé los elementos que intervienen en los conflictos de su literatura y los adapté al guión.

¿Cómo amalgaman la visión que tiene Arguedas del ande, con los referentes del western?
HM: Cuando leí “Agua” sentí que leía un western. “Pueblo viejo” es un western, con mucha influencia de los spaghetti western. Mi intención al escribir la historia era que se sienta universal, que podría estar pasando aquí o en cualquier otra parte. Nunca quise que se sienta “andino”.

¿Han visto el cortometraje El chalán, de Alberto Matsuura, que por una década ha sido el único western peruano?
Beyker Bances: “El chalán” es una producción grabada en el norte de nuestro país. Los escenarios, el vestuario, el montaje y las acciones entre sus personajes pintan una propuesta de western; sin embargo el uso de caballo de paso, el poncho y el sombrero, me atrevería a decir que es un western con pinceladas de norte peruano.

Por otro lado, luego supimos de la película muda Luis Pardo realizada en el año 1927, que es considerado como un primer intento de western en nuestro país.

HM: Sí, vi “El chalán” en ‘El placer de los ojos’ hace mucho tiempo atrás. Me gustó bastante e inspiró, al momento de verla yo ya tenía la idea de hacer un western, cuando vi los paisajes de la costa pensé que podría verse muy interesante si se filmaba en la sierra.

Cuéntennos sobre la búsqueda y selección del casting. Cristhian Esquivel y Mayella Lloclla son intérpretes que cada vez ofrecen más en sus actuaciones, y también el popular “Jaguar”, Juan Manuel Ochoa.
BB: La selección de actores, fue a través de una búsqueda en conjunto con Carlos Mendoza (jefe de casting), quien daba lectura de los requerimientos citados: propuesta y visión del director Hans Matos.

Llegando a encontrar una matiz de personajes, con trayectoria, capacidad de escuchar y trabajar en equipo, consignando entre ellos: el perfil, porte y rostro marcados (personaje con espíritu de trabajo en el campo); como es el caso de Cristhian Esquivel (relacionarlo con un actor de género western, de ser el caso); así como también, Juan Manuel Ochoa que es la revelación, un Clint Eastwood en versión peruana.

Por otro lado, no podemos dejar de lado la propuesta de los figurantes y extras locales. Fieles colaboradores que dan el espíritu, actitud y coraje de un western, con una preciosa fotografía de naturaleza serrana.
HM: El casting fue largo, no había pensado en los actores que podrían encarnar a los personajes, el tiempo nos jugaba en contra y la única fecha en la que teníamos el clima y aspecto que buscábamos era en los meses de junio y julio.

Comenzamos en noviembre, el jefe de casting Carlos Mendoza comenzó a mandarnos propuestas y empezamos a reunirnos con muchos actores. A Cristian Esquivel no lo conocía, cuando lo vi, supe que él tenía al protagonista.

Siempre pensé en Mayella para su personaje. Lo primero que vi de ella fue en “Detrás del espejo”.

A través de talleres del Lima Cinelab el personaje que interpretó Mayella fue evolucionando en el guión, y cada vez se parecía más a lo que podría obtener trabajando con ella.

Cristian Esquivel me preguntó si conocía a Juan Manuel Ochoa, y no supe quién era hasta que me dijo: es “El Jaguar”. En nuestra primera reunión, Juan Manuel escuchó la descripción que le hice del personaje, así como de toda la historia. Entonces comenzamos a tener una conversación sobre la actualidad del tema que estábamos tocando.

Él no quería interpretar a otro villano más, pero cuando le describí que mi visión sobre el personaje es de un corte trágico, pude convencerlo. Finalmente, aceptó y he quedado muy contento con su trabajo.

¿Cuánto tiempo les tomó el rodaje, y en qué estado se encuentra la película actualmente?
BB: El rodaje duró cuatro semanas. Sin duda el aporte de la empresa privada sumó en nuestra producción, con el objetivo de tener un producto de competencia nacional e internacional, con una óptima calidad visual, actoral y narrativa.
Las empresas que se sumaron y confiaron en nuestro proyecto son la casa realizadora Imagen Record’s, la Universidad Católica Santo Toribio de Mogrovejo de Chiclayo y empresas locales, así como colaboradores de la ciudad de Jauja y Huancayo.

La película ahora se encuentra en postproducción. Esperamos tenerla lista en los próximos meses, y estrenarla tentativamente en los últimos meses del 2015.

¿Cuáles son antecedentes como realizadores y productores?
BB: He trabajado en el documental “Sólo 10 céntimos” (2008), producido por la Universidad Católica Santo Toribio de Mogrovejo, de Chiclayo, y los cortometrajes “Empuntándose” (2009), producido en FENAVID – Santa Cruz de la Sierra, Bolivia; “El polluelo” (Piura, 2011) y “La marea” (Lima, 2013).

HM: A inicios del 2013 trabajé como segundo asistente de dirección del largometraje Rosa Chumbe (antes conocido como Etransrosa), del director Jonathan Relayze. Fue una experiencia abrumadora y muy satisfactoria.
Fuente: cinencuetro.com

Leer más...

20 de noviembre de 2014

Esto es Jauja… ¿o es esta otra Jauja?

Un pueblo de Córdoba y una ciudad de Perú comparten el mismo nombre de «La tierra de Jauja» de Lope de Rueda

«En la tierra de Jauja hay un río de miel y otro de leche, y entre río y río hay una fuente de mantequilla y requesones, y caen en el río de la miel», es «un lugar en donde pagan a los hombres por dormir», «una tierra en donde azotan a los hombres que se empeñan en trabajar»... Estos y otros prodigios describen los bribones que engañan al crédulo Mendrugo en el paso «La tierra de Jauja» que escribió Lope de Rueda en 1547.

En las fechas en que el autor sevillano idea esta fábula teatral para «El Deleitoso» ya existían dos localidades con el nombre de Jauja: el pequeño pueblo cordobés del partido judicial de Lucena donde nació el famoso bandolero José María “El Tempranillo” y la ciudad fundada por Pizarro en 1534, la primera capital del Virreinato del Perú hasta la fundación de Lima. ¿En cuál se inspiraría Lope de Rueda?

«Detrás de esta fábula está el rico valle de Jauja en el Perú», asegura José Luis García Remiro en su libro «¿Qué queremos decir cuando decimos...?» (2001). La leyenda sobre este país imaginario de la abundancia procede en su opinión de las primeras relaciones de Pizarro sobre el valle de Xauxa conquistado en 1533 y las descripciones que hicieron del lugar Francisco de Xerez (1534) o Cieza de León (1553). «La imaginación popular identificó el nombre de este valle de Xauxa con toda la supuesta riqueza del Perú, cuya leyenda áurea se difundió a partir del fabuloso tesoro que Atahualpa entregó a Pizarro», explica.

«El paso titulado "La tierra de Jauja" recogió y al mismo tiempo disparó la imaginación popular sobre una tierra rebosante de leche, vino y miel, de árboles de cuyas ramas penden lechones asados y donde está prohibido trabajar», continúa García Remiro.

También Gregorio Doval cree que las noticias que llegaban sobre el valle andino, con su clima benigno, la fertilidad de su suelo y sus grandes reservas de metales preciosos, animaron a Lope de Rueda en su fábula. «No es raro que la mezcla de las maravillas inventadas por Rueda y por otros después de él y los relatos exagerados de los que visitaban la ciudad andina, fijaran en el acervo proverbial y paremiológico español el nombre de Jauja asociado a un paraíso de ensueño», señala en «Del hecho al dicho».

Margarita Candón y Elena Bonnet apuntan en «A buen entendedor...» cómo en Jauja existían minas de plata con vetas a flor de tierra, semejantes a ríos de plata, y que debido a su clima beneficioso para el reúma y otras enfermedades, el virrey Amat lo convirtió en lugar de residencia alimentando aún más el mito.

La isla de Jauja
Jauja se convirtió en un romance posterior en una isla donde no se trabaja y a quien así lo hace «le dan doscientos azotes agrios», cuyos habitantes viven más de 300 años sin hacerse viejos y mueren de risa, con murallas de bronce dorado, puertas de diamantes y calles de ébanos y marfiles, mares y ríos de vino, montañas de queso, valles de mermeladas, cuevas llenas de sedas y vestidos para las damas. A «La isla de Jauja» podían ir caballeros y pobres hidalgos. «Diez navíos salen juntos, de La Coruña este año», decía este impreso propagandístico para invitar a enrolarse rumbo a América.

Para llegar a la Jauja cordobesa que fundaron los árabes en el s. XII (jauja, en árabe significa pasillo, pasadizo o portillo), basta con conducir por la A-3131. Situado a unos 30 kilómetros de Lucena, es un pequeño pueblo de casas blancas de unos 1.000 habitantes. Allí algunos de sus vecinos admiten que éste «no debió ser lugar de abundancia si sus habitantes se metían a bandoleros». La Jauja de la abundancia «hay que buscarla en Perú», señalan en la web www.jaujacordoba.es donde dan a conocer la localidad. Así lo corrobora la Real Academia de la Lengua al señalar que el término alude a «Jauja, valle del Perú, famoso por la riqueza de su territorio».

La Municipalidad Provincial de Jauja cree, sin embargo, que el origen de la leyenda se encuentra precisamente en la pedanía cordobesa. Cuando Pizarro y su tropa se establecieron durante una prolongada etapa en el valle de Jauja antes de marchar hacia Cuzco, explica en su web, en este valle los incas habían acumulado enormes cantidades de alimentos, vestimentas y riquezas varias que permitieron a los españoles vivir holgadamente durante meses. Esta abundancia, subraya, «fue probablemente lo que les hizo recordar a la española Jauja, en la cual, según relata con exageración Lope de Rueda, las calles estaban empedradas con piñones y por ellas corrían arroyos de leche y de miel. Así se asentó la legendaria magnificencia del valle del Mantaro, y más en concreto del País de Jauja».

Jauja, que habría tomado el nombre en recuerdo y homenaje a la localidad cordobesa, se convirtió en el destino de muchos residentes españoles que llegaban desde la capital o incluso desde España para curarse de enfermedades respiratorias y tuberculosis en su clima seco. Las riquezas que éstos llevaron reforzaron aún más la leyenda que hizo popular la expresión «Esto es Jauja».
Fuente: ABC.es

Leer más...

19 de noviembre de 2014

Pluspetrol perforará pozo de posible “Camisea” en el centro del país

Pluspetrol, operador del gas de Camisea, anunció que en el 2016 se realizará por primera vez en el centro del país (Junín) la perforación de un pozo para la exploración de gas natural, para lo cual invertirá hasta US$ 30 millones para los estudios de sísmica y de US$ 80 millones para la perforación en sí.

“Se hará sísmica (onda dirigida al subsuelo para identificar las propiedades de las rocas, para lo cual no se requiere taladrar) este año y en el 2015, luego se va a interpretar (los estudios de sísmica) y seguramente en el 2016 se va a perforar un pozo en esa zona donde nunca se ha hecho eso. Nosotros pensamos que debe haber gas natural porque está más cerca de Camisea (Cusco)”, dijo una fuente de Pluspetrol quien en conversación con la prensa prefirió no ser identificada.

La operación se realizará en el Lote 108, ubicado en la región Junín y se extiende a una parte de Pasco y Ayacucho. Al ser una exploración total, el potencial de hallazgo de gas “puede ser de cero como 100”, agregó. Las mejores expectativas apuntan a que se trate de un nuevo Camisea.

“Pluspetrol está en una zona del Lote 108 que va desde Mazamari hasta Villa Rica. Ahora estamos realizando estudios de sísmica (sobre un área de 720 kilómetros), una vez culminado escogeremos los sitios más pequeños para explorar. Eso es exploración pura, nunca se ha perforado un pozo exploratorio allí”, enfatizó.

El ejecutivo explicó que para este proyecto hay “una inversión de riesgo total, por el aspecto geológico y por el Frente de Defensa Ambiental de Pichanaki que se ha formado”.

Recordó que para la sísmica Pluspetrol tuvo que conseguir el año pasado la aprobación del Estudio de Impacto Ambiental (EIA), el cual comprendió la realización de 150 talleres con las comunidades y tres audiencias públicas.

“Como en esta zona de Satipo, La Merced, Villa Rica, Chanchamayo, hay muchos agricultores y comunidades, para poder pasar la línea sísmica tuvimos que firmar compensaciones con 34 comunidades nativas y 2.000 agricultores”, remarcó.

Pluspetrol tardó dos años para obtener los permisos, e inició sus labores de sísmica pero de pronto se formó el Frente de Defensa Ambiental de Pichanaki, “donde participa un cura que está en contra del proyecto”.

La empresa está avanzando con la sísmica –en el cual participan 700 personas- a la par que efectúa una labor informativa con las comunidades y agricultores.
Fuente: Diario El Comercio

Leer más...

18 de noviembre de 2014

Huacón, el sigiloso guardián de los pobladores miteños

Sobre una meseta del cerro San Cristóbal, con su mirada sigilosa, el huacón viejo, se ha convertido en celoso guardián de la población de Mito con la finalidad que sus moradores se encaminen dentro de las normas de la moralidad y valores.

Ahora nadie podrá estar oculto, porque desde lo alto todos serán vigilados por el huacón, quien refleja su autoridad sobre el pueblo para castigar látigo en mano a inmorales e injustos, además simboliza el personaje festivo.

HUACONADA. Representa un consejo de ancianos, llevan en las manos un látigo. En la danza participan dos clases de huacones: los ancianos, que visten a lo tradicional y llevan máscaras rústicas que inspiran respeto, mientras que los huacones jóvenes, lucen lo moderno y cuyas máscaras están mejor esculpidas, pero expresan terror, tristeza o burla.

Durante la danza, los jóvenes bailan alrededor de los ancianos, dentro de una norma establecida, donde solo pueden ser huacones los hombres que tienen buena conducta y son ejemplares ciudadanos.

Los tres primeros días de enero de cada año, grupos de hombres enmascarados, denominados huacones, realizan en el centro del pueblo una serie de danzas coreografiadas.

ATRACTIVO. La imponente figura del huacón viejo se ha convertido en un nuevo atractivo turístico del distrito de Mito, provincia de Concepción, y representa la identidad cultural e histórica fortalecida de los pueblos al Alto y Bajo Tulumayo. La réplica del huacón, representa el éxtasis de la manifestación del arte edificado por el artista, Carlos Verástegui, quien además construyó el mirador de la Virgen de la Inmaculada Concepción. La estatua es de fibra de vidrio de 10 metros de alto por 6 de ancho.

INAUGURACIÓN. La obra fue ejecutado por los municipios de Concepción y Mito, el mismo que fue entregado ayer a la población por el burgomaestre concepcionino, Jesús Chipana y el alcalde miteño, Joel Broncano. Sin duda, un gigante guardián que será el atractivo turístico de este lugar.

Reconocida. La huaconada, es danza reconocida por la Unesco, como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad. 100 mil nuevos soles, es el valor económico de la construcción del mirador miteño.

Como parte de la ceremonia y aniversario de la declaración de La Huaconada como Patrimonio Cultural, se realizó un festival gastronómico de cuy. Los potajes encantadores ofreció a los paladares las delicias tentadoras del cuy.
Fuente: Diario Correo - Huacanyo

Leer más...

17 de noviembre de 2014

Programa de actividades de las Ex Alumnas Vicentinas de Jauja

La Asociación de Ex Alumnas Vicentinas residentes en Jauja, tienen el honor de invitar a Ud. y familia a las actividades que se realizarán con motivo de celebrar su aniversario en honor a la Virgen de la Medalla Milagrosa, que se llevará a cabo de acuerdo al programa adjunto.



Leer más...

13 de noviembre de 2014

Un malecón entre Jauja y Huancayo

Más de uno ha paseado en Larcomar o el Malecón Balta en el distrito limeño de Miraflores, que tiene una vista hermosa hacia el mar, y que arrastra un excelente movimiento comercial. Sepa que para el Valle del Mantaro no es imposible contar con un panorama como ese, si las autoridades se ponen las pilas.
LA PROPUESTA. Una “Ciudad Malecón” que empezaría desde Jauja, pasando por Concepción para llegar hasta Huancayo, ha sido diseñada nada menos que por alumnos de la Facultad de Arquitectura de la Universidad Continental junto a reconocidos arquitectos y arqueólogos.

Se trata de una ciudad que tendría una forma lineal con vista al río Mantaro. Los arquitectos Jorge Burga y César Moncloa, quienes participan en el diseño de este proyecto, aseguran que la Ciudad Malecón tendrá una capacidad para albergar a 300 mil habitantes, es decir, aproximadamente el doble de población actual.

ENCAUZARÍAN RÍO. César Moncloa explica que las ciudades son diseñadas solo en un 5% por arquitectos y por eso crecen de manera desordenada, disminuyendo las áreas productivas, es decir, las dedicadas a la agricultura.

En el Valle del Mantaro las viviendas han experimentado una serie de transformaciones en el tiempo. Ahora la expansión urbana está sacrificando los espacios productivos, acota el arqueólogo Manuel Paredes. Frente a este problema, el arquitecto Moncloa detalla que el proyecto plantea encauzar el río, y toda la parte de terreno no productivo que quedaría serviría para erigir la nueva “ciudad lineal. “Por metro cuadrado de la ciudad construida, estaríamos ganando dos metros de área productiva, asegura.

El experto dice que la ciudad lineal lo que busca es que el río sea un agente integrador, “porque ya no estamos hablando del malecón derecho o del malecón izquierdo, ya estamos hablando que el río articula. Esto, de acuerdo al proyecto, permitiría tener muchos más puentes peatonales y vehiculares.

SE PUEDE IR A PIE. Los expertos de este proyecto dicen que siendo una ciudad de forma lineal, puede ser recorrida hasta peatonalmente, sin necesidad de un vehículo.

Al hacer esta ciudad malecón solo usamos el área del lecho del río, Huancayo y todos sus pueblos pueden crecer al doble en esta ciudad lineal con vista al río Mantaro. Con esto se purificaría el valle, el río y sus afluentes, enfatiza Jorge Burga.
Fuente: Diario Correo - Huancayo

Leer más...

10 de noviembre de 2014

Fallece exalcalde jaujino gestor de la plaza La Libertad y estadio Monumental

Ayer fue sepultado en el cementerio Campo Fe de Huachipa, en Lima, el ex alcalde de la provincia de Jauja, en el periodo 1967 – 1969, Jaime Pablo Yuli Linares, Abogado de profesión, egresado de la Facultad de Derecho de la UNMSM.

Yuli Linares fue elegido por Acción Popular en noviembre del 1966. Le hizo frente a la coalición Apra – Uno. Entre sus principales obras destacan la construcción de la plaza La Libertad, en el barrio del mismo nombre. Asimismo, fue delegado representante de la provincia de Jauja ante la Junta de Obras Púbicas de Junín, presidida por Manuel Duarte Velarde. En ese entonces, gestionó la construcción del estadio Monumental.

Desde hace años, el exburgomaestre residía en Lima. Agremiado al colegio de Abogados de la capital, aún ejercía su profesión. Allí la muerte lo visitó, lejos del ubérrimo valle del Mantaro, de las tunantadas y las mulizas.
Fuente: Diario Correo - Huancayo

Leer más...

27 de octubre de 2014

Misa de Honras a Francisco Núñez

La familia y los integrantes del Centro Cultural "Francisca Pizarro Yupanqui" invitan a Ud. a la Misa de Honras que por el eterno descanso de Francisco Núñez Gonzales se ofrecerá el día miércoles 29 de octubre a las 7.30 pm. en la Parroquia "Nuestra Señora de la Esperanza", ubicada en la cuadra 4 de la Av. Los Quechuas - Salamanca, conmemorando el primer mes de su sensible fallecimiento.


Leer más...

23 de octubre de 2014

El aporte jaujino a la música criolla

La palabra criollo, en el Perú ha cambiado muchas veces de significado. Actualmente, para ser criollo se requiere antes que nada haber nacido en la costa y preferentemente en la capital, ser pícaro, trompeador, bebedor, excesivamente alegre, hasta el extremo de ser sinónimo de estafador.

Con estas condiciones el personaje que motiva el presente artículo no sería un criollo. Nacido en el distrito de Matahuasi, provincia de Jauja, en Junín, un 13 de octubre, del amor de Timoteo Inga Escobar y doña Benjamina Segovia, nació Carlos Inga Segovia.

Luego del Oncenio de Augusto B. Leguía vinieron épocas de gran agitación política y de fuerte represión contra el pueblo, causadas por la dictadura de Sánchez Cerro. Lo que obligó al padre de Carlos a enviarlo de la mano de su abuelita, hasta Lima. En esa época se escuchaba por la radio la voz de Carlos Gardel, despertando la afición por la música argentina, haciendo que Inga debutara con un tango en 1936 en Radio Internacional, situada en el callejón de Petateros –hoy Pasaje Olaya– dentro del programa “La escuela de Maruja Venegas”, compartiendo escenario con Lucy Smith –a quien le compuso un hermoso valse grabado por Los Cholos, en triste recuerdo a su fallecimiento– y Leonidas Collantes, dueño de una voz con tesitura de tenor.

Del barrio de Mercedarias, Barrios Altos, se mudó a Lince en 1939, donde vive hasta ahora. Teniendo como vecinos a muchos cantantes famosos de la época, como Los Hermanos Govea, el dúo Costa y Monteverde y un joven trujillano llamado Luis Abanto Morales.

La amistad con este último se afianzó al integrar el conjunto denominado “Melodías Criollas” con Ramón Urizar en el piano y las guitarras de Mateo Lazo, Manuel Balta y Manuel Zavala, actuando en Radio Goycochea en 1941 –después de dos largos años de ensayo–, teniendo el honor de ser apadrinados por dos grandes: el piurano Francisco Reyes Pinglo y la moqueguana Amparo Baluarte Cornejo.

El “boom” de los auditorios de las Radios, era tal, que cada uno contaba con su propio marco musical y sus integrantes eran “exclusivos”. Es por esta razón que el conjunto llega a su fin, ya que sólo convocaban a solitas y dúos. Así Carlos y Luis conforman el Dúo Segovia-Morales, recorriendo Radio Victoria, América y Nacional. Poco tiempo después, a finales de la década de 1940 el gran Filomeno Ormeño los llamó a trabajar con él, viajando a Santiago de Chile para grabar 80 canciones para la RCA Víctor de ese país. En el viaje los acompañaron las hermanas Aída y Rosina Martorell. Allá se encontraron con Manuel “Chato” Raygada, con quien grabaron también.

Los contratos iban y venían, había que viajar hacia Argentina, pero su corazón ya le pertenecía a doña Josefina Parra Sánchez con quien se casa el 18 de mayo de 1947, quedándose en Lima a trabajar en una empresa constructora.

En 1952 decide formar el “Trío Lima” con José Arbulú y Guillermo Santos, trabajando para Radio San Cristóbal donde cada martes se rendía homenaje a un compositor criollo, entre los cuales estuvieron Felipe Pinglo Alva, representado por su hijo Felipe, Eduardo Márquez Talledo y Lorenzo Humberto Sotomayor.

Dentro de sus composiciones encontramos los valses “Pablo Casas Padilla”, “La Oración del Huérfano”, “Perú de mis amores”; los festejos “Tierra Limeña” y “La dulcera Tomasa”;y el tondero “Acurrucutú limeña”.

Carlos Inga representa para la canción costeña limeña uno de los pilares en la formación de los nuevos valores, por su ejemplo de artista solidario y honesto. Cantor, compositor y gran señor.
Fuente: Suplemento Variedades del Diario El Peruano.

Leer más...

9 de octubre de 2014

En un pedacito de cielo conocí a Mamallanchic Rosario

Por: Macko Leiva
Era una mañana de invierno, amaneció con el cielo nublado y el paisaje mojado por la lluvia de toda la noche. Di vueltas en la cama tratando de ganarle al desgano que tenia de levantarme, estaba bien abrigado y me daba pereza levantarme y encontrarme con el frío. Mire el reloj y al ver la hora se me fue todo el desgano y salte de la cama venciendo la pereza. Tenía que estar a las diez de la mañana en la Municipalidad de Molinos. Salí presuroso del hostal y camino por el jirón Grau rumbo al mercado, cruce la Plaza de Armas observando la iglesia y la municipalidad. Hace dos días había probado un plato de patasca y me había gustado y quería volver a probarlo. Mientras desayunaba pensaba en como haría mi trabajo de instalar los equipos de telecomunicación. Había llegado hace tres días a Jauja y esta vez me había quedado en un hostal porque me acompañaba un compañero del trabajo. Con los días de estadía, mi amigo estaba complacido con su paisaje, su comida, sus calles angostas, trazadas en forma ordenada y simétrica de mi ciudad.

De regreso al hostal mi compañero Benítez me esperaba despierto, pero aún en cama. Le dije:
-Me llamaron al cel y tengo que ir a la muni de Molinos para hacer un estudio de campo. Si deseas te quedas porque solo será para levantar información técnica.
-No, prefiero acompañarte y de paso conozco algo más de sus paisajes hermosos –me contestó Benítez.

Salimos del hostal y subimos a una mototaxi rumbo a la Alameda para tomar un colectivo a Molinos. Benítez era la primera vez que viajaban por ese lugar y disfruto de las bellas campiñas de Huertas, la colina de Puyhuán y Molinos. Al llegar nos dirigimos a la municipalidad, pero estaba cerrado. Caminamos por la pequeña plaza y entramos a una bodega para preguntar por el alcalde. Nos atendió una hermosa joven de ojos grandes que llamó mi atención, pensé que no solo los paisajes de Jauja son hermosos, sino también las mujeres jaujinas.
-El señor alcalde estuvo temprano por acá –nos dijo la mujer.
-¿Dónde es su casa? -pregunté.
La mujer salió a la calle y nos indicó la casa, y fuimos a buscarlo. Cuando le encontramos, el alcalde nos hizo pasar a su casa y nos explicó que un señor Isidro nos atendería, porque él tenía que irse a la chacra.

Regresamos a la municipalidad pero aún estaba cerrado
-“Chiuchi” ven –ordenó el alcalde- corre a la chacra y avisa a Isidro para que venga o envíe las llaves. Luego el alcalde se despidió de nosotros.
En unos minutos llego el señor Isidro y nos presentamos.
-Estarán sin comer, ya será la hora del almuerzo. Mejor les llevare a donde puedan prepararle algo de comer –dijo Isidro.
Nos invitó a pasar a una tienda y mientras preparaba la comida, ordenó dos cervezas
-Voy a invitarles unas cervecitas en gratitud de estar en mi tierra mientras esperamos que preparen su almuerzo. Será mejor que trabajen después de almorzar.

Bebimos cuatro cervezas y almorzamos una sopa preparado a base de carne picado en trozos pequeños, fideos tipo corbatita, orégano y leche. Acompañado con papa huayro sancochado, un pote de ají de rocoto con queso preparado en un batán. Al final del almuerzo, Isidro nos invitó una copita de Crema de Muña, nos dijo que era para una buena digestión. Quedamos satisfechos con el almuerzo y encandilados de la forma como se vive y se come en Jauja. Por algo le dicen “Jauja”, le comente a Benítez mientras caminábamos a la municipalidad.

Subimos al techo y nos ubicamos al costado de la torre de treinta metros de altura para obtener la ubicación del local con un GPS, tenía que enlazar desde ese lugar una señal de Internet en forma inalámbrica a una escuela que se encontraba a siete kilómetros de distancia. Al finalizar nos reunimos con Isidro para que nos proporcione una movilidad para ir a la escuela y realizar el mismo proceso de medición. Consiguieron a Melquíades que tenía una motocicleta para ir al lugar.

Llegamos a las cinco y media de la tarde, quise apresurarme pero encontramos cerrado la escuela, pensé que perdería tiempo si mandaba a buscar al portero, empecé a medir con cálculos aproximados por el perímetro. Cuando termine fui en busca de Melquíades para regresar a Molinos, pero él se disculpó y me dijo que no regresaría, al contrario, tenía que viajar a la altura, nos indicó donde era el paradero y nos fuimos a la carretera.

Pasaba el tiempo y empezaba a oscurecer, nos preocupamos y regreso donde Melquíades para encontrar alguna solución. Nos dijo que solo podría llevarnos hasta cierto punto donde si encontrarían alguna movilidad que viene de Quero o de la altura.

Melquíades nos dejó en el cruce con la carretera principal. A lo lejos había unas viviendas precarias.
-Por acá pasan carros que bajan de la altura, esperen nomás. Mucho gusto en conocerles, me voy rapidito porque si no me agarra la noche.

Se despidió y se perdió por el camino entre el polvo que levantaba la motocicleta y la oscuridad que cada vez se hacía más denso.

Dejamos los equipajes y nos sentamos en un tronco de árbol que yacía a un costado de la carretera. Benítez se puso sus guantes y se abrigó con su casaca. Yo llevaba una casaca térmica y no sentía mucho frío, mire alrededor y vi dos casitas a lo lejos, en una de ellas apenas podía ver una débil lucecita, la otra vivienda estaba oscura, el resto del lugar eran chacras, algunas sin sembrar.

Por momento no había mucha comunicación entre nosotros, existía un silencio que era interrumpido por el sonido de las hojas de los eucaliptos que se movían por el viento. Yo tenía puesto la mirada al final de la carretera que venía de la altura esperando escuchar o ver algún automóvil. Ya había pasado media hora desde que llegamos al lugar y cada vez se sentía el frío, me animé a levantarme y caminar en pequeños círculos para no alejarse y mantenerse caliente.
-Hummm... no pasa nada -dijo Benítez.
-Ya vendrá alguna movilidad, Melquíades es de este lugar, por algo nos trajo hasta acá -le respondí.

Noté la preocupación de Benítez, pensé sí que se había equivocado al decidir acompañarme y no haberse quedado en el hostal, ahora se encontraban en peor situación y en un lugar desolado, con frío, sin alimentos y sin tener la certeza de encontrar un lugar donde pasar la noche. Me mantuve sereno, no quise que Benítez se dé cuenta que estaba preocupado y sin saber qué hacer.

La noche cubrió totalmente el lugar, mire a los alrededores y solo podía observar siluetas oscuras del paisaje que contrastaba con la poca luz de la noche. A lo lejos solo veía la lucecita de la vivienda que por momentos se perdía. Pensé que sería la última opción de ir y pedir alojamiento o tratar de ingresar a la otra vivienda que parecía abandonada. Pero no sabía que personas encontraría, si serían amables o capaz desconfiados. Sería imposible pasar la noche a la intemperie o tratar de caminar hasta Jauja. Volví a sentarse.
-De saber qué pasaría esto, hubiera preferido quedarme en el hostal y salir a pasear por la ciudad -comentó Benítez.
-Sí, pero ya estamos acá y tenemos que salir de esto, seguro que ya no demora en venir un auto. Le respondí.

Nuevamente el silencio nos invadió a los dos y la preocupación se apoderaba de nuestros pensamientos. Baje la cabeza mirando al suelo y en completo silencio empecé a invocar a Dios para que nos ayudara, recordé la conversación con el administrador del hostal sobre la fe que tenemos los jaujinos en la Virgen del Rosario, cerré los ojos y junté mis manos para implorar en silencio.
-Virgencita, tú que tienes muchos devotos por tus milagros, tú que eres la patrona de estas tierras, bajo tu protección nos acogemos para que escuches mi súplica que te pido por la necesidad que tenemos en este momento. Ten compasión y aboga por nosotros para encontrar una salida y llegar a Jauja libre de cualquier peligro. Amén… -lentamente abrí mis ojos para volver a la realidad.

-¿No crees que debemos hacer o pensar en algo? No podemos seguir así. Capaz podemos ir caminando hasta un poblado más grande, ya paso una hora más -reclamó Benítez.
-Sí, pero no conocemos muy bien el lugar y estamos lejos. Esperemos un poco más. No te preocupes que saldremos de esto. Le respondí.

Benítez se levantó y empezó a caminar, recordó que tenía una cajetilla de cigarros, encendió uno y me invito otro; exhalo el humo hacia arriba y aprovecho para mirar el cielo serrano que le mostraba su hermosura llena de estrellas luminosas, parecían miles de “luces de bengalas” que se prenden en época de navidad, se quedó impresionado y olvido por un momento lo que le sucedía.

El ruido de un arbusto cercano rompió el silencio y nos llamo la atención que volteamos raudamente. De la oscuridad emergió una silueta negra y lentamente se acercó hacia nosotros. Retrocedimos lentamente, atónitos y asustados sin tener explicación de lo que podría ser. Cuando la silueta estaba más cerca pudimos percatarnos que se trataba de una mujer anciana, caminaba lentamente por los años que tenía. Ya más tranquilo pensé que hacia una mujer en este lugar y a esta hora, le salude cordialmente y le pregunte el motivo de su presencia.
-Voy a Jauja –me respondió la mujer.
La respuesta nos dio una tranquilidad, al saber que había otra persona que tenía intención de viajar.
-¿Y cuál es su nombre? –preguntó Benítez.
La mujer nos miró, se quedó en silencio como si tratara de recordar su nombre y respondió con un hablar pausado.
-Tantos años que vivo en estas tierras, me llaman de diferentes formas.
-¿Ya que eres de este lugar, todavía hay movilidad para Jauja? –preguntó Benítez angustiado.
-No te preocupes joven, que de todas maneras llegaras a Jauja –le contestó dulcemente y con total seguridad.

Ayudamos a la anciana a sentarse en un tronco caído y le acompañe. De cerca y en silencio contemple su rostro, a pesar de sus años y sus arrugas; tenía una mirada angelical y celestial que irradiaba tranquilidad. Le pregunte de donde venía y que hacía en este lugar, pero ante su silencio le explique que venía desde Lima por trabajo, que mañana tenía que regresar y que me había encantado mi estadía en Jauja. La anciana me dijo que ojala que con esta mala experiencia no me arrepentiría de lo que decía. Nos reímos.

Benítez seguía caminando tratando de controlar su paciencia, prendió otro cigarro y me hizo un gesto de invitación, acepte y me puse de pie. Mientras encendía el cigarro, Benítez me hizo recordar que ya era demasiado tarde y que estaba preocupado. Le di confianza y ánimos pidiéndole que espere un rato más.

En ese momento la anciana, como si presagiara algo, trataba de ponerse de pie, al darnos cuenta de su intento nos acercamos para ayudarla, la tomamos de cada brazo y la levantaron suavemente. Fue cuando escuchamos en ruido lejano de un motor y dimos vuelta buscando de donde venía. Nos percataron que un automóvil se acercaba, nos alegramos y empezamos hacer señas para ser visto por el conductor. El automóvil venía lentamente y aprovechamos para recoger nuestros equipajes. Yo me percató que la anciana no se alegraba mucho, se había quedado quieta, serena y observándonos con una sonrisa en su boca, como cuando una madre observa a su hijo en silencio. Luego camino despacio hasta la ventana del conductor y le comento la necesidad que teníamos de viajar a Jauja y si podía llevarnos, él acepto.

Benítez subió rápidamente los equipajes, yo abrí la puerta delantera para que la anciana pueda subir, pero ella se negó, me miro a los ojos y me dijo que se quedaría. No comprendía su decisión, si también había esperado mucho tiempo para luego desistir de viajar. Más bien la anciana me apuro a subir, yo insistía que también tenía que subir pero me agarro de los brazos y con la poca fuerza que tenía intentaba subirme. En ese momento, no sé por qué no tuve palabras y solo pude titubear y abordé el coche sin decir nada. La anciana cerró la puerta, se acercó a la ventana y nos dio una sonrisa maternal, nos dijo que nos cuidáramos mucho y que no nos olvidemos de la fe, que los prodigios existen.

El automóvil partió lentamente y yo volteo para no perderla a la anciana, vi que se regresaba y se perdía por el mismo lugar oscuro de donde había salido, explore rápidamente con la vista el lugar y todo era sombrío, no había indicio de alguna vivienda. Le pregunté al conductor si por ahí había viviendas y me dijo que era pura chacras, le pregunte si conocía a la anciana y me dijo que era la primera vez que la veía en el lugar.

Me quede pensativo, era muy extraño todo esto, no pude saber su nombre, salió de la nada, nos dio tranquilidad, nos hizo compañía, nos enseñó a tener fe, nos embarcó y a las finales se regresó de donde había salido. Pero estaba agradecido con lo sucedido. Cerré los ojos y recordé que había invocado a Dios y a la Virgen del Rosario que nos protegiera y no nos desampare. Abrí los ojos y mire por la ventana, solo veía el costado del camino iluminado por la luz de auto, me prometí que antes de viajar a Lima iría a agradecerla a la virgencita. Recosté mi cabeza en el asiento y me quede dormido.

Al día siguiente me levante temprano, arregle mi maleta porque viajaba a las once y media de la mañana, desperté a Benítez. Salimos para desayunar y en la recepción me encontramos con el administrador, aproveche para preguntarle por la Virgen del Rosario y nos contó que fue donado por un Emperador a los Padres de Santo Domingo del Cuzco. Cuando era conducida de Lima al Cuzco por centenares de indios por el camino del inca y al pasar por Jauja se desencadenó una tempestad con granizos y truenos que duró más de 24 horas inundando la ciudad. Al reanudarse la marcha, los indios no podían movilizar la efigie porque pesaba demasiado. Esto fue interpretado por la feligresía como una expresión de la virgencita de querer quedarse en Jauja y no pasar al Cuzco. Es así como la “Mamallanchic Rosario” se quedó salvándola de una inundación. De este modo empezó el culto en el coloniaje, se dice que hacía ricos a sus devotos haciéndoles encontrar “tapados” de oro, a otros les salvaba de alguna enfermedad dotándoles de buena salud, haciéndolos incluso centenarios. Cuentan que el Libertador Bolívar, que era su devoto, fue salvado milagrosamente de una caída fatal de su caballo y que el Mariscal Cáceres, también devoto, cuando estuvo en Jauja, muy de madrugada oró al pie de su altar invocando su protección y luego dar un golpe en la “Huaripampeada” que le significo la entrada a Lima y tomar el poder. Estos y muchos milagros más hicieron que tuviera devotos no solo de la clase pobre sino de la clase adinerada, quienes al morir, legaban extensas tierras, declarándola su heredera celestial. Actualmente los mayordomos celebran para el primer domingo de octubre el día patronal de Jauja, con juegos pirotécnicos que empiezan desde la víspera, con misas y procesiones multitudinarias por la Plaza de Armas acompañados de una banda de músicos y al toque de las campanas de la iglesia Matriz, luego de la procesión hay una pandilla general, así termina las festividades despidiéndose hasta el próximo año.

Benítez se quedó admirado con la historia, el administrador abrió un cajón de su escritorio, sacó una fotografía y me regaló. Era la Virgen del Rosario y me dijo que siempre la llevara conmigo, que me iría bien. Agradecido por ese noble gesto le di un abrazo y salimos del hostal para desayunar, luego fuimos a la Iglesia. Cuando llegamos a su altar nos encontramos con un retablo barroco y al medio estaba la Virgen del Rosario de tamaño natural de una persona, era hermosa y su mirada me fue familiar, me hizo recordar inmediatamente a la mujer anciana, me invadió una emoción y no pude evitar derramar algunas lágrimas; agache la cabeza para rezar y agradecerle por haber escuchado mi plegaria. Prometí venerarla siempre y llevar su fotografía a todo lugar que mi trabajo me llevara. Me despedí agradecido.


Regresamos al Hostal para recoger nuestras pertenencias y nos fuimos a la agencia para partir a Lima. Saliendo de Jauja observé la imagen grande e imponente de la Virgen del Rosario, no me había percatado cuando arribé porque era de madrugada y me encontraba durmiendo. Luego, cuando cruzábamos el río Mantaro por el Puente Stuart, Benítez dio media vuelta para ver la hermosa tierra que dejaba, solo estuvo cuatro días y por lo poco que conoció, se había quedado encantado. Yo regresaba lleno de fe, porque en Jauja, en un “pedacito del cielo”, había encontrado un milagro. Prometí que tenía que volver, pero no por trabajo, si no en un mes de Octubre para participar en las festividades religiosas de la Virgen del Rosario. Ahora lo hago todos los octubre por lo mucho que hace por mí.

Leer más...

Significado de Mamanchic y Mamallanchic del Rosario

Lastimosamente muchos de nosotros no hablamos y no entendemos el quechua como nuestros antepasados, pero seguramente en algún momento habrán escuchado a algunas personas que nombran estas palabras “Mamanchic” o “Mamallanchic” cuando se dirigen a la Virgen del Rosario. Estas palabras tienen diferentes significados: “Mamanchic” significa Mamá y “Mamallanchic” significa Mamita, nombrándola con un trato más afectuoso.

Siendo así que los jaujinos diferencian por esta forma de llamar a nuestra Madre del Rosario como la Madre Mayor y a la Chapetona como la Mamita Menor. A pesar de ser imágenes de tallas diferentes, son sola una, y es La Virgen María.

Leer más...